03 diciembre, 2007

Ni bandoleros ni queridas

Me gusta este articulo de JOSÉ Mª FDEZ. CRIADO encontrado en: http://www.elmundo-lacronica.com

Ni bandoleros ni queridas

El sol de mediodía apenas brillaba más que esos membrillos que, ante la deserción general de la policromía del otoño, aguantan a la orilla de las viñas la amenaza de un invierno inminente. Pero hay rincones de piedra y musgo donde aún enciende un calorcito amarillo y se está bien allí, así contra la tapia, como en este humilde cementerio de Salas de los Barrios, compartiendo familiarmente con los muertos una memoria que arde pertinaz al olvido. Así nace al sol de entre las neblinas, la mañana de este domingo.

Hace un año fue enterrada aquí la guerrillera antifranquista Alida González, de la partida de Girón. La propaganda franquista la situó en la leyenda con uno de los papeles que la leyenda suele dar a la mujer, aquí el de 'querida', y por si colaba –y coló durante un tiempo–, el de traidora. Sólo más tarde se la quiso 'redimir' en su condición de madre, hermana o esposa, esa otra envoltura de este inveterado machismo que tasa a la mujer por su función de atraer, gustar y cuidar; otra sutil violencia de género. Pero el hecho es que la única mujer que emerge entre los nombres de la guerrilla de resistencia al franquismo por estos pagos, es el de Alida 'la querida de Girón'. A eso quedó reducida su entrega y su rebelión ante una iniquidad que a ella le tocó de cerca con el asesinato de su marido pero que ella no resignó al luto sino a la lucha.

Bajo esa misma losa de olvido que negaba a la mujer el compromiso político, yace aún toda la lista de las que participaron activamente en aquella histórica resistencia. Y que fueron, Asunción Macías, la 'Pandereta', autoinmolada con 'El Chapa' antes que entregarse; y Alpidia García la 'Maruxa'; y Chelo Rodríguez, que perdió padres, hermanos y novio; y Gloria Yebra, hermana del 'Atravesao'; y Alberta 'La Chata'; y Marcelina la de Cunas que dio casa y cuidados al 'Chaval' ya moribundo; y Adoración Campo; y Alberta Viñales 'La Chata'; y Josefa Martínez, del Valle de Bembibre; y María la de Cabañinas; y Paquita la maestra de Losada; y Paz Fernández, de Bembibre; y Sara la de Noceda sobreviviente a la tortura, no así su hermana Pepa; y Catalina la de Columbrianos cuya casa fue cobijo de guerrilleros y aún está vacía, o vaciada... Y otras tantas que habitan tumbas y cunetas de esta provincia y de todo un país aún mudo no se sabe ya si efecto del horror, natural en una generación atemorizada, o de la indiferencia culpable en la nuestra.

Y también todas esas mujeres que, como dice uno de los últimos supervivientes, los agentes de la brigadilla de turno torturaban moralmente, negándoles el reconocimiento de un compromiso antifranquista; maltratadas y humilladas por sus relaciones reales o supuestas con los guerrilleros y calificadas por ellos de 'queridas o prostitutas de los bandoleros'.
Ni ellos eran bandoleros, ni ellas sus queridas. Eran la única oposición al franquismo. Y para los que se llenan la boca con España: una oposición al mejor estilo de nuestra historia: la guerrilla.
Para ellas este sol de mediodía y este ramillete de pensamientos tenazmente tricolor.

1 comentario:

Priscilo dijo...

Aquí te dejo el link a un magnífico documental sobre los maquis:
http://www.pyrenepv.com/tienda/product_info.php?products_id=35
Espero que os guste!