18 diciembre, 2006

Un Guerrillero: José Álvarez Mesa "Pascual"

José Álvarez Mesa, a) "Pascual", "Violín" y "Macaco"
Natural de Torrox, nació en 1921, casado, hijo de Francisco y Ana, le faltaba un dedo, profesión del campo.

Image Hosted by ImageShack.us

Fue detenido con otros más al estar implicado en un "complot comunista" el 27 de agosto de 1945, estando en prisión hasta el 12 de febrero de 1946.
Después de su implicación en la muerte de Félix Castán, el 27 de febrero de 1947, huyó a la sierra, incorporándose a la Guerrilla.
Así nos refirió el guerrillero Enrique Urbano los motivos que obligaron a José a irse a la Sierra: José Mesa fue un enlace más de los varios que la Guerrilla tenía en Torrox. Se incorporó a la Guerrilla algún tiempo después que los tres hermanos Jurado. Hizo su incorporación jurando bandera con la ejecución del chivato Castán, delator de la posición Cueva de la Montés, ya que en la refriega que originó su delación murieron los hermanos Manolo y Pascual y cayó prisionero "Paco el Bombardeado", el cual a consecuencia de las bombas perdió el sentido.
En aquel combate rompieron el cerco "Lozano", "Felipe" y "Cristino", encontrándose ausentes "Clemente", "Arturo" y "Nico", los cuales habían salido de patrulla.
La ejecución de Castán la realizó el "Nico", siendo "Pascual" el que indico el café donde se hallaba jugando a las cartas. Dicho café se encontraba muy cerca del Cuartel de la Guardia Civil por lo que "Pascual" sirvió de práctico en evitación de posibles sorpresas al no estar descubierta su vinculación con la Guerrilla, lo que favorecía su misión, al mismo tiempo que si Castán hubiera terminado la partida de cartas, le hubiera podido impedir abandonar el bar.
También hubiera podido darse el caso de que algunos guardias entraran a tomar unas copas. No ocurrió así por lo que la operación se realizo sin necesidad de postergarla. Tomó el nombre de "Pascual" como homenaje al compañero caído en la cueva de la Montés. Ya en la Agrupación Roberto perteneció el Sexto Batallón, Primer Grupo, portando como arma un mosquetón 7 mm.
En diciembre de 1951 fue detenido por fuerzas de la Comandancia de Malaga, siendo posteriormente, trasladado a la prisión de Granada en septiembre de 1952. El Consejo de Guerra lo condenó a la pena de 30 años.
Cuando mostramos la foto que poseemos en la que está de traje joven, dice Enrique que debió ser hecha cuando se casó porque cuando lo conoció estaba casi calvo y recuerda que le faltaba un dedo.
Intervino, entre otras, en la retención, el 5 de marzo de 1947, de José Fernández Navas hasta que su familia entregara 100.000 pesetas. Su hija, llamada Antonia, tuvo una destacadísima actuación en favor de la Guerrilla.

Jose Aurelio Romero Navas
“Censo de Guerrilleros y colaboradores de la Agrupación Guerrillera de Malaga-Granada”